Dirección de Segurpricat consulting

jueves, 24 de enero de 2013

La radio Europe 1 ha contactado esta mañana con Alexandre Berceaux, un empleado francés de la empresa de hostelería y logística CIS Catering, que ha sido liberado esta mañana y que sigue en las instalaciones

Un superviviente: “Me quedé escondido durante 40 horas en mi habitación”

La prensa francesa ha conseguido este viernes testimonios de algunos de los primeros rehenes liberados por la intervención del Ejército argelino

Video informativo: Internacionalización, liderazgo y seguridad de Empresas. Julian Flores Garcia

Dejar un comentario
30 abril, 2013 por Julián Flores Garcia

Enlace Video informativo : http://goo.gl/7UfJs

Para mayor información sobre consultoria de seguridad en el enlace:
http://www.siseguridad.es/index.php/que-hacemos

La planta de gas de In Anemas. / KJETIL ALSVIK (AFP)
La prensa francesa ha conseguido este viernes testimonios de algunos de los primeros rehenes liberados por la intervención del Ejército argelino en la planta gasística de In Amenas, al sureste de Argelia. Un grupo islamista afín a Al Qaeda secuestró el pasado miércoles a al menos 40 empleados occidentales y unos 150 argelinos en el complejo.
La radio Europe 1 ha contactado esta mañana con Alexandre Berceaux, un empleado francés de la empresa de hostelería y logística CIS Catering, que ha sido liberado esta mañana y que sigue en las instalaciones.
"Me quedé escondido durante casi 40 horas en mi habitación. Estaba debajo de la cama. Pusé tablas por todas partes por si acaso. Tenía un poco de comida, algo para beber, no sabía cuánto tiempo iba a durar", ha dicho el ciudadano galo. "Eran militares vestidos de verde. Creo que eran argelinos. Estaban con colegas míos, así es cómo los reconocí. De lo contrario nunca habría abierto", ha explicado el rehén, que ha estado oculto a tan solo unos minutos andando del lugar en el que se encontraban los yihadistas. "Han muerto terroristas, ciudadanos extranjeros y locales (...) Nadie se esperaba algo así. La planta estaba protegida. Había militares en las instalaciones".

Nadie se esperaba algo así (...) Había militares en las instalaciones.
El rehén francés liberado hoy
Berceaux ha contado que el Ejército ha encontrado a tres ingleses escondidos en el falso techo de un restaurante y a una persona herida que ha sido trasladada al hospital "Creo que sigue habiendo gente escondida. Ahora [los soldados] están haciendo un recuento [del personal]", ha añadido.
Poco antes, Europe 1 había conseguido contactar con un rehén argelino recién liberado. "He sido secuestrado y acabo de salir", ha declarado. "No he pegado ojo desde hace más de 48 horas", ha explicado después de haber sido escoltado hasta In Amenas junto a un francés, tres ingleses y un escocés. Según él, los soldados argelinos han abatido a "la mayoría de los secuestradores" y todavía hay algunos rehenes en la planta. "Varios [captores] han huido, y quizá queden algunos en el complejo", ha añadido.

Rompieron las puertas de los dormitorios gritando 'buscamos a los extranjeros, los argelinos pueden irse'
Un rehén argelino rescatado
La radio francesa France Info ha conseguido el testimonio de otro rehén, un ingeniero argelino liberado este viernes. Su relato aporta numerosos detalles sobre el secuestro. "Eran las 5h30, 5h45, la hora del cambio de turno. Salíamos de nuestras habitaciones. Íbamos a salir de nuestras habitaciones y, de repente, disparos, explosiones. Nos dejaron a oscuras, rompieron las puertas de los dormitorios gritando 'buscamos a los extranjeros, los argelinos pueden irse'. Luego los ataron", ha contado. Según él, los secuestradores tenían acentos argelinos o libios. "Estaban muy bien armados, tenían bombas. Estaban muy relajados. Tenían entre 30 y 35 años", ha señalado.

No sabemos nada de nuestros compañeros extranjeros. Ellos servirán de escudos humanos"
Otro rehén argelino liberado
La emisora francesa RFI ha hablado, por su parte, con otro argelino rescatado que ha descrito lo ocurrido el miércoles. "Empezamos a oír ráfagas de balas al interior de la zona de viviendas. Duró más e hora y media", ha contado. "Eran terroristas (...) Había dos delante de la puerta, bien armados, vestían ropa afgana y tenían barba. Uno de ellos no tenía acento argelino. Cuando vieron que el Ejército tomaba posiciones, han cambiado de idea. Han separado a los rehenes. Los extranjeros por un lado, los argelinos en el hogar. Ahora no sabemos nada de nuestros compañeros extranjeros. Ellos servirán de